201310.16
0
0

La Corte posterga su decisión sobre la ley de medios

Trató ayer el tema, pero aún no tiene en debate un proyecto de sentencia.

Los jueces de la Corte Suprema se reunieron ayer y discutieron el caso de la ley de medios, pero postergaron el dictado de su sentencia. “Estamos deliberando”, dijo anoche el presidente de la Corte, Ricardo Lorenzetti, luego de una conferencia con estudiantes que dio en la Universidad Torcuato Di Tella.
El hermetismo es tal que Lorenzetti ni siquiera accedió a ratificar que la sentencia será después de las próximas elecciones, para las que faltan sólo once días. “No puedo adelantar nada. Ni sobre el fondo ni sobre el cuándo. Nada”, dijo.
De la reunión de ayer a la mañana -el acuerdo habitual de cada martes- participaron todos los ministros de la Corte. Según informaron a la nacion voceros del tribunal, el caso se trató, pero todavía no hay siquiera un proyecto concreto de sentencia sobre el que estén debatiendo.
Anoche, en su conferencia en la Di Tella, Lorenzetti habló de la Corte como un tribunal formado por jueces que tienen orígenes, especialidades y formas de pensar diferentes, donde son habituales los “consensos cruzados”.
“La idea de contraposición constante no funciona en sociedades muticulturales, diversas y complejas -dijo-. En estas sociedades existen consensos cruzados, igual que en la Corte.”
Reiteró además que el máximo tribunal tiene un “rol político”, que consiste en ser “un estabilizador institucional”.
“El rol de la Corte Suprema es estar por encima de la coyuntura y funcionar como un estabilizador. Cuando dije esto, me dijeron que era un discurso de obispo, y yo creo que en buena medida es así”, dijo Lorenzetti, que reafirmó que el papel de la Corte es político, “pero no consiste en jugar para una de las partes, sino en ser el árbitro”.
El título de la conferencia era “Las audiencias públicas y la Corte Suprema”. Durante más de una hora, el presidente del máximo tribunal se refirió a las ventajas que suponen estas audiencias; en especial, cuando se trata de casos de trascendencia institucional, como fue la causa Clarín, por la validez de la ley de medios.
“Los argentinos tenemos problemas para manejar los conflictos donde existen posiciones antagónicas”, sostuvo Lorenzetti, que puso el caso Clarín como ejemplo de una experiencia exitosa de audiencia pública. “Tuvo un gran impacto. Se transmitió por televisión y YouTube, y la gente discutía lo que veía mientras iba pasando”, relató.
Según Lorenzetti, las audiencias públicas son parte de un programa más amplio, el de “gobierno abierto”, que -afirmó- tiene fundamental importancia para la Corte.

Fuente: texto publicado por La Nación (16/10/2013)