201312.06
0
0

Maratónica sesión en la Legislatura porteña

En una sesión que tuvo de todo, el Pro logró aprobar una serie de proyectos claves pero, conscientes de que no le alcanzaban los votos para todo, los que mandan en el partido oficialista porteño decidieron dejar a un costado otras iniciativas.

Este jueves la Legislatura de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires sesionó durante más de diez horas con tres pedidos de cuarto intermedio y con una gran cantidad de proyectos sancionados. El macrismo consiguió el visto bueno de una serie de iniciativas que deseaba sancionar antes de fin de año pero debió evitar tratamiento de algunos otros producto de que no le alcanzaban los votos.

Entre la extensa suma de proyectos que el Pro obtuvo gracias al guiño de algunos opositores se puede destacar el Plan Maestro para la Comuna 8, el estacionamiento medido y la habilitación para la toma de deuda para la construcción de obras de infraestructura.

Pero el balance no es cien por ciento positivo para el Pro ya que se vio obligado a no tratar una serie de proyectos que ansiaba sancionar este jueves como el Instituto de Evaluación Educativa, el shopping de Caballito, el proyecto de Boleta Única y la ley de trapitos, entre otros.

Todo comenzó con el apoyo del total del Cuerpo Parlamentario al despacho de la Junta de Ética que habilita al legislador del Pro y titular de la Comisión de Presupuesto, Rogelio Frigerio, como nuevo presidente del Banco Ciudad.

Más adelante, se dio sanción definitiva a un proyecto de ley que propone integrar a los clubes de barrio porteños, como una tipología específica, dentro del Código de Planeamiento Urbano para, de esa manera, otorgarles una normativa de uso de sus instalaciones adecuada a sus necesidades.

También, el Cuerpo dio el visto bueno a un proyecto presentado por la legisladora Montes para que las empresas de colectivos tengan la obligación de informar eventuales cambios de recorridos en las paradas de las formaciones.

Se aprobó con 54 votos positivos un proyecto de los legisladores del Pro Cristian Ritondo y Roberto Quattromano y Dante Gullo del FpV que propone la autorización para el emplazamiento de un monumento a la memoria del ex presidente argentino Juan Domingo Perón que será ubicado en la plaza Agustín Pedro Justo, ubicada entre Avenida Paseo Colón, Azopardo, Moreno y Avenida Belgrano.

Además, luego de más de un año sin tratamiento, se volvió a votar distinciones de ciudadanos ilustres y se aprobaron 16 declaraciones en total entre las que se destacan las que recibirán el historiador y escritor Norberto Galasso, el cantante Gustavo Cerati, el compositor y cantante Chico Novarro, el humorista y actor Luis Landriscina, el actor Arturo Bonín, la periodista Monica Cahen D´Anvers, y la actriz Hilda Bernard.

Se aprobaron cambios en la exhibición y publicidad de precios en comercios que obligan a distintos comercios de la Ciudad de Buenos Aires a exhibir en carteleras visibles desde los precios hasta si existe o no el servicio de mesa, en caso de ser un local gastronómico.

Por otro lado, en cuanto a los anuncios publicitarios de venta de localidades para recitales será “obligatoria la mención de la razón social y domicilio legal del proveedor o responsable del servicio de venta de localidades y del organizador del evento musical, así como también un número de teléfono.

En la sesión de esta tarde, se sancionó la implementación del Librobús, una iniciativa del legislador Quattromano. Se trata de un vehículo ambulante que se convierte en una librería con diversos textos, con el objetivo de fomentar la lectura en todas las comunas de la Ciudad de Buenos Aires.

Con 47 votos a favor y 12 negativos, se logró otorgar a la Asociación Golf Club José Jurado el uso por veinte años de un terreno del Parque de las Victorias, ubicado en el barrio de Villa Lugano.

Se aprobó también la iniciativa que impulsó el legislador Roberto Quattromano junto al Vicepresidente 1º, Cristian Ritondo, para devolverle el nombre al complejo habitacional Los Perales ubicado en el barrio de Mataderos.

La primera gran noticia para el Pro llegó cuando el Parlamento aprobó con 31 votos positivos y 26 negativos la segunda parte de un proyecto de ley enviado por el jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, para que se amplíe el programa de financiamiento en el mercado laboral y el ejecutivo pueda contraer deuda para realizar distintas obras.

El proyecto original autorizaba al Poder Ejecutivo porteño a contraer deuda por 400 millones de dólares para la confección y mantenimiento de plantas de residuos y para la realización de obras de infraestructura en el corredor del subterráneo conocido como Nodo Obelisco.

La semana pasada se decidió dividir la iniciativa en dos y en la sesión ordinaria del 28 de noviembre fue aprobada la primera que permite la toma de dinero de hasta 260 millones de dólares para la construcción de una Planta de Tratamiento de Residuos Sólidos Urbanos y al acondicionamiento de las existentes y de los Centros de Transferencia de residuos básicos en el ámbito de la Ciudad de Buenos Aires. Este jueves se dio sanción, entonces, a la segunda parte concerniente a las obras de infraestructura en el Nodo Obelisco.

Más tarde vino la segunda gran noticia ya que el macrismo consiguió la aprobación con 44 votos positivos y 16 negativos del cuestionado Plan Maestro para la Comuna 8 que fue escenario de largos debates y discusiones en la Legislatura desde el año pasado hasta el día de la fecha.

En primera instancia fue aprobada en general y luego se aprobaron todos los artículos pero, vale aclarar, que es una ley que requiere segunda lectura por lo que para su sanción definitiva todavía falta que pase por instancia de Audiencia Pública y sea tratada en segundo término en el recinto.

En otro orden de cosas, el Cuerpo Parlamentario de la Ciudad aprobó con 56 votos positivos y ninguno en contra un proyecto de ley de primera lectura que declara a los vagones que originariamente rodaron en el subte A como patrimonio cultural de carácter tangible.

Para el cuidado y preservación de las formaciones se designó a Sbase (Subterráneos de Buenos Aires Sociedad del Estado) como depositaria y responsable de su mantenimiento, debiendo la misma garantizar el perfecto estado de conservación, procurando su restauración en condiciones que se encontraban originariamente, en sus partes y en el todo, con los necesarios ajustes que supone la contemporaneidad de una intervención de restauro de esta naturaleza.

La tercera noticia buena para el Pro llegó gracias al apoyo del kirchnerismo y fue la aprobación del proyecto para cobrar tasas de aparcamiento en algunos barrios porteños.

Se sancionó con 38 votos positivos la iniciativa que aprueba los Pliegos de Bases y Condiciones Generales, Particulares y Especificaciones Técnicas para la Licitación Pública Nacional para otorgar bajo el régimen jurídico de concesión de servicio público, la prestación de los servicios relacionados con el Sistema de Estacionamiento regulado en el ámbito de la Ciudad.

El proyecto es de autoría del jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, y fija el detalle de las asignaciones tarifarias a las distintas arterias de esta Ciudad, especificando los tramos de arterias con estacionamiento tarifado con su tipo de tarifa.

Por último, las malas noticias para el Pro empezaron a llegar cuando empezó a contar los números y evidenció que una cantidad de leyes que entiende como claves no iban a poder ser aprobadas este jueves.

En algunos casos, decidió pasarlas a Secretaría Parlamentaria pero en otros ni siquiera consiguió la habilitación para ser tratada sobre tablas.

Entre la series de iniciativas que no pasaron el filtro opositor están la de creación del Instituto de Evaluación Educativa, la habilitación a la empresa IRSA para la construcción de un shopping en el barrio de Caballito, la ley de boleta única, el presupuesto participativo para las comunas porteñas.

Sorprendentemente, el macrismo intentó poner sobre tablas el proyecto de ley de prohibición de trapitos pero la respuesta de la oposición fue elocuente y logró frenar el tratamiento de dicha iniciativa.

La sesión se extendió desde las 13 hasta las 23.32 horas y durante todo el día el recinto porteño fue escenario de fuertes discusiones y estuvo colmado de asistentes.

Fuente: texto y foto publicados por Parlamentario.com (5/12/2013)