201408.28
0
0

Matrimonio igualitario: una jueza pidió modificar el formulario para pedir el divorcio

La planilla para iniciar el trámite no se ajusta a la normativa de la ley de matrimonio igualitario. El formulario contiene las palabras “esposo” y “esposa” y no el concepto genérico “cónyuge”

IprofesionalUna jueza de familia solicitó al Superior Tribunal de Justicia de Río Negro modificar el formulario para iniciar el trámite de divorcio.

Pidió que se deje de lado el “lenguaje discriminatorio” y que se reemplacen las palabras “esposo” y “esposa” por la forma genérica de “cónyuge” para que esté acorde a la legislación vigente, que contempla el matrimonio igualitario (Ley 26.618).

Se trata de la jueza María Laura Dumpé, titular del Juzgado de Familia 7 de Viedma, quien advirtió el error de los formularios al dictar el divorcio vincular de un matrimonio de mujeres, unidas en esa capital en 2010. El pedido fue realizado por intermedio de la Oficina de la Mujer para incorporar lenguaje inclusivo y adecuado a la nueva legislación en casos de matrimonio igualitario.

“Al solicitar el formulario para iniciar la causa de divorcio las partes advirtieron que el mismo no se adapta a las disposiciones de la Ley 26.618”, dijo Dumpé en su presentación y agregó que “conforme ello, solicitan se comunique al órgano supremo dicha situación, a los fines de que el formulario mencionado evite discriminaciones y se adapte a la nueva ley.”

Hasta ahora, la solicitud tuvo dictamen favorable de una de las juezas del Superior Tribunal, Adriana Zaratiegui, y se aguarda una resolución conjunta del cuerpo constituido por cinco integrantes.

Formularios sin géneros
La ley 26.618 sancionada en julio de 2010 establece que en todo el territorio argentino “el matrimonio tendrá los mismos requisitos y efectos, con independencia de que los contrayentes sean del mismo o de diferente sexo”. La ley de matrimonio  igualitario fue la primera legislación de su especie en Latinoamérica y el Caribe.

Según datos de la Comunidad Homosexual Argentina (CHA), en cuatro años se realizaron más de 10 mil bodas entre personas del mismo sexo. Sin embargo, las irregularidades en las planillas que deben completar las parejas todavía no fueron adecuadas en algunas provincias, señaló Infojus Noticias.

El presidente de la Federación Argentina de Lesbianas Gays Bisexuales y Transexuales, Esteban Paulón, se casó hace un mes en un registro civil de Rosario. Cuando fue a sacar turno con su compañero se encontraron en una disyuntiva: para llenar el formulario uno tenía que ser “esposo” y el otro “esposa”.

“Es una situación muy violenta e incómoda. En las libretas y en las actas de matrimonio está corregido, pero en el turno de matrimonio todavía no”, dijo en ese momento Paulón a Infojus Noticias y reclamó que la situación mejore. “Pasa acá y en un montón de otra provincias. A nosotros nos llegan denuncias siempre. Con la excusa de que son trámites administrativos, los formularios no reflejan lo que la ley establece”, agregó.

Cuando la burocracia atrasa las leyes
Analía Pasantino y Silvia Mauro se convirtieron esta semana en el primer matrimonio trans en Argentina en conseguir que el registro civil de la Ciudad de Buenos Aires les cambie su acta de matrimonio y la rectifique en “mujer y mujer”. Aunque están casadas hace 20 años, la identidad en los documentos de Analía cambió gracias a la ley Identidad de Género. El Registro Civil se había negado a modificar administrativamente el papel que decía “marido y mujer” y la pareja estaba por presentar un amparo judicial, que no hizo falta.

En el caso de la rectificación de las partidas de nacimientos emitidas conforme la ley de Identidad de Género, la propia ley contempla y habilita al Registro Civil a emitir cambios del nombre de pila y género de pertenencia, pero no a modificar otras partidas como la de matrimonio y nacimiento de hijos, por ejemplo.

“Era importante tener un documento que acredite que somos esposas porque si bien teníamos nuestra partida original exhibirla significaba dar explicaciones sobre los nombres ahí asentados: explicar que yo soy la persona que está casada con Silvia y que hice la adecuación de mi documentación por la Ley 26.743”, contó Analía a Infojus Noticias. La nueva documentación de la pareja tiene todos los datos originales del matrimonio.

Fuente: texto y foto publicados por iProfesional (28/08/2014)